Lesbianas, gays, bisexuales, transgéneros, transexuales, intersexuales

inicio   /  lgbtti

Por el reencuentro de Alondra y Rosa Isela.

Luna de Cibeles y Organizaciones Sociales                                                        30/11/2008

En el municipio de Tala –Estado de Jalisco- en 1997 la madre biológica de Rosa Isela encargo a la recién nacida a Alondra porque no podía cuidarla y desde esa fecha nunca regreso. Lo anterior consta en un acta levantada en el DIF de Tala. Alondra es una transexual de 39 años y quien desde hace 11 años se hizo cargo de la menor.

Poco después, en el 2003, Alondra decide cambiarse a vivir a la Ciudad de Guadalajara. Es así que desde 1997, Alondra cuidó a la pequeña como si fuera su hija, asumiendo con ello todas las responsabilidades de brindarle no solo techo, alimentación, salud y educación; sino también cariño y amor.

En el 2006, las autoridades de Jalisco por medio del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia Estatal, le quitan a la menor y la envían a un albergue argumentando que es reclamada por un familiar. Es el propio gobierno jalisciense quien niega la entrega al familiar de la pequeña porque no cumplía los requisitos, pero tampoco se la devolvió al transexual

El 30 de julio del 2007 la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco (CEDHJ), emite una medida cautelar dirigida al Consejo Estatal de la Familia (CEF) para que restituya a Alberto Ávila Vélez, conocido como Alondra, la tutela de la niña Rosa Isela.

La CEDHJ sustentó la petición en razón que el Código Civil del estado no prohíbe la preferencia sexual diversa para obtener la custodia de los menores de edad, y en instrumentos internacionales en los que se prevé claramente el interés superior de la niña, que en este caso no fue previsto. Y según los peritajes oficiales rendidos a solicitud de la CEDHJ, la menor no tenía síntoma alguno de niña maltratada ni alteraciones en su desarrollo sicosexual por la preferencia sexual de su tutelar.

En septiembre del 2007 diversas organizaciones trans de México y otros países envían una carta pública de apoyo a Alondra y solicitan la reintegración de la menor.

El 25 de agosto del 2008 la titular del Consejo Estatal de la Familia, Claudia Corona Marseille, le hizo saber a Alondra, en otro oficio dirigido a ella, pero con su nombre oficial, que “una vez concluidas las mismas y analizando el presente expediente, se llegó a la conclusión de que actualmente no cuenta con la capacidad emocional, ni económica para sostener las necesidades de la menor en referencia”.

Ante el oficio girado por el CEF en agosto, la transexual solicitó los estudios realizados por peritos del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF), mismos que fueron entregados como pruebas al juzgado séptimo. En la valoración que hacen los especialistas, según la página 10 del resolutivo judicial, destaca, entre otras observaciones, que “su condición de preferencia sexual (de Alondra) no le impiden su capacidad de amar y respetar a los demás ya que no cuenta con ningún tipo de trastorno mental, psicológico o neurológico”. En tanto, de la valoración de la niña, los peritos del IJCF encontraron que “se encuentra cursando un trastorno adaptativo de tipo ansioso, depresivo y comportamental directamente relacionado con la ruptura del vínculo más importante que ha sido generado y proveedor, tanto económica, moral y amorosamente y que es el señor Alberto Ávila”.


El 28 de octubre de 2008, la juez séptima de lo familiar, María del Carmen Mejía Tostado, emitió un acuerdo judicial en el que ordena que “en forma inmediata se entregue la menor Rosa Isela al señor Alberto Ávila (Alondra). Pero aunque ese día fue emitida la orden, a Alondra no se le notificó. Apenas el pasado 5 de noviembre una empleada de la Procuraduría Social del estado se comunicó con ella para decirle que le tenía buenas noticias y le pidió que acudiera lo antes posible al albergue Niñas Desamparadas AC, donde se encontraba Rosa Isela

En respuesta al acuerdo judicial, el Consejo Estatal de Familia del gobierno de Jalisco promovió un amparo en contra de la resolución y cambió a la niña de albergue.


Por ello solicitamos a las organizaciones que quieran suscribir esta carta favor de ratificarlo enviando su nombre de organización, nombre de la persona que suscribe y cargo o responsabilidad al rocitvmx2004@yahoo.com.mx


Carta: Por el reencuentro de Alondra y Rosa Isela.

C. Felipe de Jesús Álvarez Cibrián

Presidente Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Jalisco.

L.C.P. Imelda Guzmán De León

Presidenta del Voluntariado DIF Jalisco

C. Claudia Corona Marseille

Secretaria Ejecutiva del Consejo Estatal de Familia

Las organizaciones abajo firmantes, saludamos la resolución emitida el pasado 28 de octubre por la juez séptimo de lo familiar del Poder Judicial de Jalisco, María del Carmen Mejía Tostado, sentencia interlocutoria en la que se concede a Alberto Ávila Vélez –Alondra- la custodia provisional de la menor Rosa Isela.

Esta medida cautelar tiene como base el código civil del estado que no prohíbe la preferencia sexual diversa para obtener la custodia de los menores de edad y la adhesión de México a la Convención Sobre los Derechos del Niño: “en todas las medidas concernientes a los niños que tomen las instituciones públicas o privadas de bienestar social, los tribunales, las autoridades administrativas o los órganos legislativos, una consideración primordial que se atenderá será el interés superior del niño” (Articulo 3).

En virtud de ello, solicitamos respetuosamente al Consejo Estatal de la Familia, cumpla con dicha resolución, reintegre a Rosa Isela a su hogar que forma con quien la propia menor reconoce como su madre. Así mismo llamamos a este consejo estatal de abstenerse de interponer amparo en contra de esta resolución.

Atte.

Nombre de la persona y/o organización
 

Lunas, Lesbianas Feministas